top of page

Maternidad, paternidad y estrés

🥁

"Soy madre de cuatro hijos, y ésta es mi mejor carta de presentación". Pues sí. Cuando alguien me pregunta a que me dedico esto es lo primero que digo.


Puedo tener una trayectoria de 20 años en corporativo, 10 como terapeuta y coach, pero nada se equipara a la experiencia que la maternidad me ha dado.


21 años, mi primer hijo. 22 el segundo hijo. 23 la tercera, y 36 el cuarto precioso que me acompaña en ésta foto.



No nos preparan para manejar una empresa, un negocio, un emprendimiento y maternar al mismo tiempo. No nos enseñan a gestionar lo que nos pasa, y debemos desarrollar brazos de pulpo, cien ojos atentos y un corazón disponible.


La sobrecarga mental entre mamaderas, cuadernos de comunicados, uniformes, más tarde horarios de secundaria, ropa, almuerzos, meriendas, cenas es enorme. Cuenta mucho la ayuda que podamos tener de personas que nos acompañen, familiares o quienes sean. Pero sabemos una cosa: al final del día somos nosotros quienes en nuestra lista mental tenemos el "check" de lo que hemos podido hacer y lo que ha quedado pendiente para mañana.


Es increíble la capacidad humana. Es muchas veces inimaginable para cualquier mente repasar los cientos de cosas y el overload de estrés que podemos llegar a sentir combinando maternidad (o paternidad) y profesión. Podemos llamarle resiliencia, amor incondicional, disponibilidad, o magia !


Es sin dudas una maestría que quienes tenemos la dicha de transitar ésta historia con hijos, tenemos como un reconocimiento merecido a la labor que muchas veces no se habla, no se cuenta, pero que está ahí latiendo todo el tiempo.


Creo que es importante recordar ésta parte nuestra, y sobre todo reconocer la sobrecarga que podemos llegar a sentir cuando de conjugar las cosas se trata. Abrazar nuestras culpas por dejar a nuestros hijos en casas de amigos, o a cargo de otras personas para nosotros poder cerrar un negocio, viajar al exterior, o simplemente tener una reunión que no es ni más ni menos importante que nuestros hijos.


El estrés se manifiesta de mil formas. Es un arte estar atentos, y volver a descubrir una y otra vez la grandiosa capacidad que tenemos de reorganizarnos interna y externamente y buscar mecanismos viables, lo más simple posibles y amenos para gestionar lo que nos genera tensión, impotencia, estrés. De ésta manera podremos entonces, volver a priorizar lo que es importante y dejar de lado lo que no es.


Si quieres recibir más recursos para gestionar tu estrés , suscríbete gratis a mi newsletter mensual aquí

11 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments

Rated 0 out of 5 stars.
No ratings yet

Add a rating
bottom of page