• Nadia Nedelchev

Meditar un lunes

Aceptar que "no podés" te ayuda a darte cuenta que en realidad "si podés". La capacidad de observarte, de estar atenta y despierta a vos misma y a tus necesidades, es lo que te dá la claridad que necesitás.

Claridad para aceptar qué puede que necesites: delegar, descansar, cuidarte más.


En la intimidad de la mente y el corazón, es donde con más frecuencia (y seguridad) encontramos los siguientes pasos.


Los lunes, a veces nos generan tensión, desborde, inseguridad.

Si algo de esto te pasa, aquí te dejo una meditación.


Que la disfrutes, tanto como yo.




86 vistas1 comentario

Entradas Recientes

Ver todo